La Sociedad pública LIF 2002

Logroño Integración del Ferrocarril 2002 S.A. (LIF 2002) es la entidad encargada de desarrollar todas las actuaciones necesarias para integrar las infraestructuras ferroviarias en la ciudad de Logroño. LIF 2002 es una sociedad de capital público participada por el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana ─a través de ADIF y ADIF ALTA VELOCIDAD y RENFE Operadora ─, la Comunidad Autónoma de La Rioja y el Ayuntamiento de Logroño. Creada mediante el Convenio general de 25 de julio de 2002, entre el Ministerio de Fomento, la Comunidad Autónoma de La Rioja, el Ayuntamiento de Logroño y Renfe para la integración del ferrocarril en la ciudad de Logroño, el reparto el reparto accionarial es el siguiente:

    • ADIF Alta Velocidad   30,00%
    • ADIF    7,50%
    • RENFE Operadora  12,50%
    • Comunidad Autónoma de La Rioja  25,00%
    • Ayuntamiento de Logroño  25,00%

La Sociedad se constituye con el fin de facilitar la coordinación de las actuaciones correspondientes a la ordenación de la travesía ferroviaria de Logroño y su estación, y a la transformación urbanística derivada de estas obras.

El objetivo fundamental de la sociedad es gestionar el desarrollo urbanístico y ejecutar las obras de infraestructura urbana correspondientes a los terrenos liberados en ese entorno.
Para ello la Sociedad y en lo que a las actuaciones previstas en este Convenio se refiere:

1. Definirá la propuesta global de la actuación concertada en este ámbito de Logroño.
2. Elaborará los estudios y propuestas que permitan la planificación y ejecución de actuaciones urbanísticas y de transporte, definiendo sus costes.
3. Propondrá la creación de instrumentos de gestión adecuados para llevar a cabo los Proyectos que se acuerden, asegurando la necesaria coordinación de los mismos.

La Sociedad inició su actividad en enero de 2004. Las primeras actuaciones consistieron en la contratación de los dos grandes proyectos en los que está basada la actuación: el Proyecto Constructivo de la Integración del Ferrocarril en Logroño y el Plan Especial Ferrocarril. El primero concreta la solución técnica para el soterramiento de las infraestructuras ferroviarias y el segundo define la ordenación urbana de los terrenos.